Nacer de Dios, conocer a Dios y vivir en Dios – La Web Cristiana de Apologetica

El mensaje del amor de Dios es tan sencillo para entenderlo que fue diseñado para que hasta un niño lo entienda, el que no lo ha entendido es por que no le ha conocido y al no conocerle no puede vivir en algo desconocido.

Nuestra vida terrenal es un ejemplo de nuestra vida en Dios, esta tiene su inicio en el nacimiento, amamos pero no conocemos lo que amamos, después tenemos uso de razón y conocemos al que amamos y al adquirir dicho conocimiento vivimos como la persona que amamos.

I. NACER DEL AGUA Y DEL ESPIRITU

En el evangelio de San Juan encontramos un ejemplo de un hombre a quien Jesús le dijo por primera vez que tenia que nacer de Nuevo para heredar la vida eternal, (Juan 3:1) este hombre aunque conocía parte de la voluntad de Dios, era doctor de la ley, no vivía con seguridad que él fuera poseedor de esa vida la cual hablaba su ley. La Biblia dice que nuestra alma estaba muerta en sus delitos y pecados (Efesios 2:1) cuando Oímos la Palabra y respondimos al llamado recibiendo la vida de Cristo en nosotros el Espíritu Santo engendró vida espiritual y comenzamos a vivir una vida nueva (2 Corintios 5:17), al decir Jesús que le era necesario nacer del agua estaba refiriéndose a una limpieza general por la Palabra y la sangre misma que Él tendría que derramar, y del espíritu por que era necesario que hubiera un engendramiento por el Espíritu Santo para poder vivir en una vida dependiente del Espíritu y no de la carne, aquí pues vemos el Nuevo Nacimiento, pero no termina aquí todo sino que aquí comenzamos:

II. CONOCIENDO A DIOS

Dios es el único ser que como humanos jamás podríamos conocerle, pero él nos ha dado algunos medios para poder percibir por lo menos parte de su personalidad y su voluntad para nosotros, una de las cualidades y que sin lugar a dudas es la esencia de su Naturaleza es El amor (1 Juan 4:8), este precioso don es el clímax de una verdadera vida en Dios y es la evidencia de conocer a Dios, Jesús dijo que el mundo conocerían que éramos sus discípulos no por cualidades las cuales luchamos por perfeccionarlas, sino por una sola el Amor (Juan 13:35) por eso El apóstol Juan recalca que el que no ama no a conocido a Dios por que Dios es Amor, ¿cuándo es que conocemos de verdad a una persona?, Para conocer a alguien tenemos primeramente ser capaces de discernir y saber usar nuestros sentidos con los cuales nos relacionamos con los demás, es aquí cuando entablamos una relación personal: conocemos los gustos, los gestos, las debilidades, las cualidades, etc..Esto se logra solamente cuando vivimos con esta persona y nos relacionamos a diario, por eso es necesario conocer su Palabra, la cual es su voluntad, y platicar con él en oración.

III. VIVIR EN DIOS

Al conocer a Dios comienza el deseo de ser o imitar las 4cualidades de Dios es aquí cuando comienza una vida semejante a lo que es Dios en 1 Juan 2:6 dice: “el que dice que permanece en él debe de andar como él anduvo” aquí encontramos un camino a seguir poniendo nuestra mirada en las huellas que Jesús nos dejara para llegar a donde el esta, ¿cómo vivió Jesús? Es claro él vivió una vida dependiente del padre (Juan 5:30) una vida de obediencia hacia el Padre, el amor es el motor que nos mueve a la obediencia y es el vehículo que transporta muchas virtudes, en esto pues se cumple toda la ley tanto la de Moisés como la de Cristo que es la culminación del Primera, la voluntad de Dios es Pues el Primer y grande Mandamiento: “Amaras al Senor tu Dios con todo tu corazon, con toda tu alma y todas tus fuerzas y a tu prójimo como a ti mismo”.

CONCLUSIÓN:

Hemos dado un pequeño enfoque a lo que es la Nueva vida en Cristo que a veces nos parece tan complicada, que en verdad es complicada para nuestra naturaleza carnal, pero en si dice su Palabra que sus mandamientos no son gravosos, en otra palabra no es una carga cuando vivimos por Dios como lo hizo Jesús.

Elaborado por el Pastor: Víctor Mendoza

Iglesia Senda de Vida, Douglas, GA USA
E-mail Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Deja un comentario