Entrevista al Apóstol Pedro. 1ª Parte – La Web Cristiana de Apologetica

-¿A que fue debido el sobrenombre de Pedro?

-Exactamente no fue Pedro, sino Cefas. Lo que ocurre es que aquellos que escribieron de mí lo hicieron en griego y de aquí lo de Pedro. Respecto a tu pregunta fue debido a otra pregunta del Maestro. Preguntó sobre la opinión de la gente respecto de él, para, seguidamente, preguntarnos lo mismo a nosotros.

Aun recuerdo el silencio en que caímos todos nosotros. Supongo que, lo mismo que la mía, la mente de todos trabajaba para hallar una respuesta adecuada. Entonces algo se reveló en mi mente y sin pensarlo demasiado me deje subyugar por ello y respondí: “Tú eres el Ungido, el Hijo del Dios vivo.”. Mis compañeros de discipulado se me quedaron mirando atónitos y antes que ninguno pudiese replicarme, el Maestro dijo lo más inesperado para todos: Bienaventurado eres, Simón bar Jonás, porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos.

A propósito, ¿tú en que tipo de cultura te han educado, griega o judía?

-Mas bien griega, ¿por què lo preguntas?

-Por el sentido de las palabras. En hebreo y su derivado el arameo los vocablos son mayoritariamente “activos” y en griego es más bien “pasivos”. Así, el auténtico sentido de “bienaventurado” debes entenderlo como “Adelante”. “Adelante, Simón bar Jonás… sigue por este camino y él te conducirá a ser Cefas, piedra, puesto que siguiendo por dicho camino edificaré mi iglesia y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.

-¿Que sentido tiene estas últimas palabras?

-¿Ignoras eso? ¿Que es lo que forma la iglesia? Personas a quienes les ha sido revelado Cristo y por el mismo que me lo reveló a mí. Pero tanto yo como ellos, estamos condenados a morir. Ahora bien, las puertas del Hades o sepulcro no prevalecerán puesto que el edificio que es la iglesia jamás dejará de construirse, toda vez que el constructor es Aquel que venció a la muerte en el Hades, es decir, en el sepulcro que es en el lugar donde la muerte reina con todo su poder. Además, nosotros con el también la venceremos y de nuevo el Hades no prevalecerá. ¿Está claro, no?

-¿Sabes que existen cristianos que afirman que tú eres la piedra y que la iglesia será edificada sobre tu persona?

-¿Cristianos? ¿Estas seguro? Mal le iría a la iglesia ser edificada sobre mi persona. ¿La iglesia de Simón bar Jonás? ¡Vaya insensatez! Puede que exista semejante iglesia, pero ten por seguro que yo no estoy adscrito en ella. La mía es la de Cristo. La edificada por él.

-¿Entonces, que sentido tiene que te dijera que tú eres Piedra y de aquí el sobre nombre de Pedro?

-¿Es que también desconoces el lenguaje simbólico? Simbólicamente la Piedra es él. La revelación que recibí de Dios, como él aseguró, fue que él y solo él es la piedra. Jesús citó la profecía de Isaías 28:16. En mi carta a los creyentes procedentes del judaísmo, les dije con toda claridad y citando a la Escritura: “He aquí, pongo en Sion la principal piedra de ángulo, escogida, preciosa; y el que creyera en ella no será avergonzado”. Si la piedra fuese yo, ¿sabes cual sería el resultado? Pues lo que escribí seguidamente: “Piedra de tropiezo, y roca que hace caer”. Esos que dices tú que son cristianos, si se fundamentan en mí como la piedra angular de la que hablan las Escrituras, deberían cambiar de nombre y llamarse “cefaristas” y teniendo claro que no honran mi nombre ni el de mi padre Jonás.

Lo siento, pero no puedo atenderte por mas tiempo. Mas adelante hablaremos de nuevo y responderé a tus preguntas. Pero procura que sean mas sensatas.

Entrevista al Apóstol Pedro. II Parte

Con nuestro “reencuentro” inicio el diálogo con la siguiente pregunta:

-Jesús, seguidamente te hizo una promesa, que, según escribió Mateo, reza así: “Y a ti daré las llaves del reino de los cielos; y todo los que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos” ¿Con qué clase de poder fuiste investido por el mismo Jesús? Hay cristianos que afirman que se te dio el poder de perdonar pecados y abrir las puertas de los cielos, o cerrarlas.

-¿Te refieres con el apelativo de cristianos a los que citaste en la pasada entrevista?

-Ciertamente.

-¿Es que me tienen inquina estos presuntos cristianos? ¿Que les he hecho yo?

-¿Qué te hace suponer que te tengan inquina? Ellos afirman que te aman.

-¡Vaya manera de amarme! ¡Cargando sobre mis débiles espaldas semejante responsabilidad! ¿Perdonar pecados? ¿Acaso morí yo en la cruz para remisión de los pecados? Mi tarea fue llevar a hombres y mujeres a los pies del Cristo Resucitado para que obtengan de él el perdón de sus pecados, toda vez que fui testigo tanto de su muerte como de su resurrección. Esta tarea me fue encomendada por mi Señor, a pesar que le negué tres veces. Pero, en su misericordia…. -¿Sabes el sentido de misericordia?- En mi caso significa que fue cordial con mi miseria puesto que me sentí el más miserable de todos los hombres por haberle negado públicamente. Me sentí excluido del discipulado y eso me hacía sentir aun más miserable. Por eso marche de Jerusalén, volví a mi tierra natal para reanudar mi oficio de pescador. No fui a Jesús en busca de perdón puesto que sentí indigno de él. ¡Pero él vino a mí y por tres veces me preguntó si le amaba! Lloré de vergüenza y entonces me dijo que apacentara su rebaño. Es decir, me restituyó al ministerio de ser un testigo fiel de todo aquello que vieron mis ojos.

-Pero, lo de las llaves…

-Eso fue una promesa que no entendí hasta que se cumplió plenamente. Ten presente que de nuevo Jesús usó de un lenguaje simbólico, pero que supo escoger muy bien. Voy a contarte tanto lo que significa, como lo que no significa dicha promesa. Empecemos por lo que no significa: Cuando tuve la edad de trabajar y comencé a ganarme la vida como pescador, mi padre me dio la llave de nuestra casa. Podía entrar y salir de ella con entera libertad e incluso invitar a mis amigos a entrar en la misma. Pero con aquella llave no me dio autoridad sobre nuestra familia. Esta autoridad continuó reposando sobre mi padre. Si uno de mis hermanos cometía una falta contra mi padre o contra aquellos que estaban bajo dicha autoridad y protección, ¿podía yo perdonarla? ¡¡¡Absurdo!!! Lo que es absurdo en la familia terrenal ¿no tiene que serlo también en la celestial, de la cual el Padre es el mismo Dios?

Vayamos ahora a lo que sí fue la promesa: Lo primero que tienes que preguntarte es porque dijo llaves en plural y no la llave en singular. Al usar el plural llaves, también debes preguntarte cuantas eran. ¿Que te parece a ti? ¿Diez? ¿Cien? ¿Cuatro? … ¿Por què no respondes?

-Tengo mi opinión, pero lo que deseo saber es la tuya.

-¡¡¡La mía!!! ¡Mira hijo, aquí de nada valen las opiniones, solo los hechos!

Si deseas conocer los hechos debes recordar el concepto que teníamos del mundo los judíos. -No olvides que tanto mi Maestro como yo éramos judíos y sus palabras fueron dirigidas a un judío-. Un mundo compuesto por dos pueblos: El pueblo de Dios, conforme a la promesa de nuestro Dios a Abraham, y el otro pueblo, el de los gentiles que no conocían ni a Dios ni a Abraham Dos pueblos, DOS LLAVES. ¿Lo vas captando?

-¿Que tienen que ver las llaves con esta división que ya conocía?

-No seas impaciente -como siempre fui yo y…, en fin, dejemos eso y vayamos a lo que interesa- Si lo meditas un poco te darás cuenta que si se necesitaban unas llaves para abrir las puertas de los cielos, quiere decir que estaban cerradas tanto para judíos como para los gentiles. Los unos por conocer a Dios y no cumplir sus leyes invalidando constantemente el Pacto que había aceptado voluntariamente en el Sinaí. Los otros por incumplimiento de la ley natural confundiendo al Creador con la criatura como bien mi hermano Pablo… -¿Has oído hablar de Pablo, al que antes era conocido por Saulo de Tarso?- Pues bien, en una carta que envió a los creyentes que moraban en Roma, les dijo estas palabras respecto a los gentiles, “que profesando ser sabios, se hicieron necios, y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles” … “cambiando la verdad de Dios por la mentira, honrando y dando culto a las criaturas antes que al Creador, el bendito por los siglos”. Repito: Puertas cerradas.

Estas puertas sólo se podían abrir mediante Aquel que era la autentica Revelación de Dios. Es decir, Jesús el Ungido de Dios.

-Si solo las podía abrir él, ¿por qué y para qué te dio a ti las llaves?

-Eso también te lo responde Pablo en la carta que envió a los hermanos de la iglesia de Corinto, sus palabras fueron: “…agradó a Dios salvar a los creyentes por la locura de la predicación” Y aquí es donde entro yo. El día de Pentecostés, cuando vino sobre nosotros el Espíritu Santo que Jesús nos había prometido, lleno de este Espíritu anuncie la Buena nueva de salvación a los judíos congregados en Jerusalén y que muchos de ellos vinieron de muy lejos a celebrar la Pascua. USE LA PRIMERA LLAVE y las puertas del Reino fueron abiertas para la mitad de las familias del mundo. Con la segunda llave y por el mismo medio de la locura de la predicación USE LA SEGUNDA LLAVE abriendo la puerta del Reino a la otra mitad de las familias de la tierra mediante la conversión y bautismo de un gentil, un Centurión Romano llamado Cornelio. El círculo se había cerrado y la humanidad se había convertido en un todo. De dos pueblos había hecho un solo pueblo.

Pero la simbología de las llaves continua funcionando cuando uno de los testigos del amor Dios testifica de él. Las puertas se siguen abriendo y por eso la promesa que, inicialmente se me hizo a mí fue extendida a todos mis compañeros de discipulado.

Bien, basta por hoy. Responderé a tus preguntas en otra ocasión

Seguimos con Pedro Apóstol. Tercera parte.

Tú, Pedro, escribiste dos cartas que, en mi tiempo, con conocidas por las Epístolas Universales de Pedro. Mi pregunta al respecto, es: ¿Desde donde las escribiste? Tengo en cuenta que, en tu primera carta, mandas un saludo de la “iglesia que está en Babilonia” y que Juan en su libro del Apocalipsis identifica Babilonia con Roma. ¿Es que escribiste tus cartas desde Roma? Lo de Babilonia así lo sugiere.

-¿A sí? ¿A quién se le sugiere?

-Hay cristianos que…

-¡Ta! ¡Ta! ¡Ta! ¿No serán los que me citaste anteriormente, y a los que titulé de “cefaristas”? Por lo que veo no tienen idea de las palabras símbolo, ¿qué crees tú que simboliza Babilonia? Babilonia viene a simbolizar todo el poder en una sola mano, es decir el poder religioso y el poder civil. También en el Egipto de los faraones se ostentaba este tipo de poder puesto que consideraban a Faraón como una divinidad. Resultado: Tanto al Rey de Babilonia como al de Egipto, ¿quién podía discutirles sus decisiones? ¡Nadie! Roma también cayo en este mismo concepto del poder al admitir que sus Cesares eran divinos, por esta causa Juan, en el libro de La Revelación, que has citado, llama a Roma, Babilonia. ¿Que enseña la Torá al respecto? ¿Acaso no pone Dios el poder civil en manos de Moisés i el religioso en manos de Aarón? ¿Y de esta manera, no se palian los abusos de poder? Te repito que los dos poderes en una sola mano no es la voluntad de Dios y se tipifica con lo que simboliza Babilonia.

-Luego eso significa que bien pudiste escribir tus cartas desde Roma.

-No necesariamente. Reflexiona en lo que voy a decirte. Lucas escribió dos tratados que le fueron encomendados por un cristiano gentil, creo recordar que se llamaba Teófilo. El primer tratado fue sobre la persona de nuestro Maestro y Señor -muy completo, por cierto- y el segundo fue una descripción de la obra del Espíritu obrando en y con nosotros en el mundo. En aquel tratado, ¿en qué lugar me sitúa Lucas? En Judea y en Jerusalén. ¿Que había ocurrido en Jerusalén? ¿Acaso el Sanedrín judío no había asumido los dos poderes que te cité anteriormente? De esta manera, lamentablemente, Jerusalén vino a tipificar aquello que simboliza Babilonia. Los dos poderes reunidos que son abominación para nuestro Dios. Siempre que veas ambos poderes reunidos en una sola mano, son abominación; genera maldad, hipocresía e idolatría, porqué quien los ostenta se hace igual a Dios. Ya, desde el principio, este fue el pecado de Adán; el de pretender, no ser a imagen de Dios, sino igual a él.

-Eso, ¿quiere decir que escribiste desde Jerusalén?

-Júzgalo tú mismo. ¿Cuáles fueron mis palabras de introducción? Te las repetiré: Pedro, apóstol de Jesucristo, a los expatriados de la dispersión en el Ponto, Galacia, Capadocia, Asia y Bitinia. ¿Quiénes eran estos expatriados de la dispersión? Pues los que debido a la persecución, primero por los fariseos y después por Herodes, -y en la que yo mismo fui encarcelado- muchos de nuestros hermanos, los mas conocidos, tuvieron que exilarse (claro que el Espíritu lo aprovechó para extender aun más aquello que los perseguidores querían acallar). ¿Que tiene de raro que yo, desde Jerusalén les escribiese? Los saludos “desde Babilonia” tenían un doble propósito. El primero ya te lo he desvelado, el segundo era que, en el caso que la carta fuese interceptada, confundiera a los inquisidores sobre mi lugar de residencia. Una precaución necesaria, ¿no crees?

-Entonces tu estancia en Roma…

-¿Que tenia que pintar yo en Roma? ¿Acaso pretenden enfrentarme a Pablo?

-¿Enfrentarte con Pablo? ¿Por qué? ¿Que tiene que ver?

-¿Es que no lees las Escrituras? ¿Ignoras que me fue encomendado el ministerio de la predicación a los judíos? Pablo lo desvela en su carta a los Gálatas, cuando en el segundo capítulo de la misma hace esta afirmación al defender su apostolado diciendo que el mismo que actuó en Pedro -ese soy yo- para el apostolado de la circuncisión, actuó también en mí para con los gentiles. Entonces, ¿yo en Roma invadiendo el campo que fue encomendado a Pablo?

Hasta aquí, amigo mío. Seguiremos más adelante, si es que tienes mas preguntas que hacerme.

Entrevista a Pedro Apóstol. 4ª Parte.

En esta ocasión, Pedro me dijo:

-Hasta ahora siempre has comenzado nuestro diálogo con tus preguntas. Es esta ocasión seré yo quien te pregunte a ti.

¿A que viene este interés en ubicarme en Roma? Debo suponer que habrá algún motivo para ello. Verás, desde mi perspectiva me hago -y te hago- esta pregunta: ¿Que más da que estuviera en un lugar o en otro, siempre que fuese fiel a la tarea que me fue encomendada por mi Maestro y Señor?

-Hay una Iglesia que se titula a sí misma como Universal y que tiene su Sede en Roma. Está gobernada por un Sumo Pontífice que afirma ser el Vicario del Hijo de Dios en la tierra y que todo eso lo es en virtud de ser tu sucesor puesto que tu escogiste Roma para ser la Primera de la Cristiandad. Hay también allí un Gran Templo que se llama San Juan de Letrán y que fue el primero que se levantó como Templo cristiano. El Sumo Pontífice lo es también en virtud de ser Obispo con sede en dicho Templo.

-Hijo. Estoy admirado porque jamás he oído, en tan pocas palabras, mayor cantidad de … (no sé cuál sea el mejor calificativo) bueno, eso. Así, que, vayamos por partes.

Me hablas de una Iglesia Universal. ¿Eso que es? ¿Tan analfabetos son los que han inventado semejante cosa?

-Pero, Pedro, ¿qué tiene que ver la cultura con eso?

-¿Tu también? ¿En que clase de escuela fuiste educado? Yo sólo asistí a la escuela de nuestra Sinagoga allá en Betsaida Julia (el sobre nombre de Julia se debió a la ocupación romana) a fin de prepararnos para el Bar Miztvá, pero no soy tan ignorante. Si es Iglesia, en ninguna manera puede ser Universal.

-Pero Jesús dijo que edificaría una iglesia.

-¡Ta! ¡Ta! Lo que el Maestro dijo fue que edificaría “SU SINAGOGA” que luego eso, al ser traducido al griego se nominase ekklesia no cambia el sentido.

Dime zoq… ¿dónde has oído que haya una sinagoga universal? Sinagoga, lo mismo que ekklesia significa “asamblea de unas personas determinadas en un lugar determinado y para un fin también determinado”. Por lo tanto decir sinagoga-ekklesia-iglesia, UNIVERSAL, es cambiar lo blanco por negro puesto que son dos vocablos antónimos. ¿Es que no se dan cuenta que la Iglesia de Cristo se está edificando constantemente porque aún no está acabada? Cuando lo esté se celebraran las Bodas del Cordero y a partir de entonces se le podrá aplicar lo de Universal, aunque no sé para qué, puesto que lo que le corresponderá será el de Iglesia Celestial. Entonces y solo entonces serán Una Sola Iglesia puesto que estará reunida al completo en el Templo de Dios y en su gloria. ¿Es que desconoces lo que Juan escribió en su Libro de la Revelación? Búscalo al final del mismo y lo verás.

-No seas tan temperamental, Simón Bar Jonás, porqué no estoy manifestando lo que yo creo, sino aquello que afirman los seguidores de tu presunto sucesor. ¿Por qué crees que te hago todas estas preguntas?

-¡Je! Siempre he sido temperamental, ya deberías saberlo. Anda, no te sulfures y sigamos con el tema de las creencias que afirmas que existen.. Otra de las cosas que has dicho es que esta pretendida iglesia universal tiene su Sede en Roma. No sé… pero aquí veo una nueva contradicción puesto que Roma no abarca todo el mundo, aunque la Roma Imperial así quería venderlo.

Veamos la segunda cosa que me has contado. Lo del Sumo Pontífice. ¿Es que dicho personaje es descendiente de Aarón? Solo los aaronitas podían ser elegidos para este cargo y función.

-No, claro que no. La mayoría de Pontífices han sido italianos y el actual nació en un país llamado Polonia. Se llama Karol Woytila. Tanto él como sus antecesores lo son en virtud de ser tus sucesores, puesto que dicen que tu fuiste el primer Pontífice de la Iglesia Universal y con sede en Roma.

-Si sigues contándome tales incongruencias el que tendrá que tomar “tila” voy a ser yo para evitarme un ataque de nervios. Vamos a ver, ¿de quien se supone que yo haya recibido tal Pontificado? Soy descendiente de la Tribu de Judá y no de la Tribu de Leví, de cuya tribu son los descendientes de Aarón, los únicos que podían acceder al pontificado ¿De donde entonces puedo tener dicho pontificado?

-Dicen que lo recibiste directamente de Jesús y como Vicario del Hijo de Dios.

-Por el momento dejemos eso de Vicario, ya volveremos sobre ello a su debido tiempo. Ciñamos la cuestión en eso del pontificado. Dicen que lo recibí de Jesús y yo pregunto: ¿En virtud de que? Para ser pontífice previamente hay que ser sacerdote. ¿Acaso lo era Jesús? No olvides que pertenecía por nacimiento, según la carne, a la tribu de judá.

-Lo sé, pero él es sacerdote según el orden, no aaronita, sino según el de Melquisedec..

-Has respondido bien, te felicito, porque esta es la primera cosa sensata que he oído de ti. Pero ahora té falta responder a otra pregunta: ¿Cuál es la característica de esta ordenación sacerdotal?

-¡Claro! ¡Es un sacerdocio que no se hereda ni se transmite a nadie!. -Exacto. Escucha lo que David dice al respecto: “Juró el Señor, y no se

arrepentirá: Tú eres sacerdote para siempre según el orden de Melquisedec”

(Pedro cita el Sal. 110:4 o 109:4 en algunas versiones católicas) Así, si ese sacerdocio no se hereda ni se transmite, ¿cómo podría haberlo recibido yo? Y si yo no lo recibí ¿cómo pude transmitirlo a mis presuntos sucesores?

A ese absurdo le sigue el de Vicario del Hijo de Dios en este vuestro mundo. Si me dejara llevar por mi temperamento diría que eso es una majadería.

-Hombre, tanto como eso…

-¿A no? Dime: ¿pueden haber dos Vicarios del Hijo de Dios en vuestro mundo?

-No, claro que no. Ellos dicen, precisamente, que solo hay uno, el Sumo Pontífice y que, como tal, tiene el don de la infalibilidad.

-¡Uf! ¡Lo que faltaba! Claro que eso redondea el absurdo. Mira, hijo, según has dicho en realidad hay dos Vicarios. El auténtico y el falso. El auténtico es el Espíritu Santo, por lo que el otro solo puede ser un usurpador que pretende nada menos que tener una de las virtudes del auténtico. ¿Ignoras la promesa que nos hizo Jesús -promesa que cumplió el día de Pentecostés- y que Juan escribió en su evangelio “Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad…” (cita a Jn. 16:13) Sólo el Espíritu Santo es el Vicario del Hijo de Dios en este mundo y sólo él es infalible, el único que nos puede conducir a toda la verdad. ¡Anda, dime cuando ha renunciado o abdicado de esta función!. ¿Lo ha hecho? ¿Cuándo?

-Entonces, ¿todo eso es falso?

-Júzgalo tú mismo. Lo que me has descrito es más propio del antiguo paganismo. ¡Y yo que creía que el cristianismo había acabado con ello! “Esos dioses paganos son endiabladamente listos puesto que ha sabido revestirse con nombres cristianos a fin de seguir confundiendo a quienes buscan a Dios”

-Estas últimas palabras son de Tobi.

¿Seguiremos entrevistando a Pedro? Eso dependerá de la acogida que tengan estas entrevistas entre los foristas.

Quinta Entrevista a Pedro Apóstol

En nuestra última entrevista me hablaste de las formas culturales que tienen los que han transformado la iglesia en una Institución con pretensiones universales, la principal es la “misa” y que para celebrar dicho rito es imprescindible el ara. Pero añadiste que en dicha ara era necesario que contuviese las “reliquias” de un santo. ¿Que son estas reliquias?

-Se trata de los restos de uno que la Institución haya elevado a los altares, preferentemente si ha sufrido el martirio por causa de la en Jesucristo.

-¿Los restos? ¿Que clase de restos?

-Cualquier parte de su cuerpo.

-¿He oído bien? ¿Te refieres a sus restos mortales?

-Eso es, ni más, ni menos. Ten en cuenta que muchos de estos restos no han sufrido la natural corrupción.

-Entonces tendrán una fuente inagotable entre las momias de los Faraones egipcios.

-No exageres, Pedro. Los faraones no han sido elevados a los altares.

-¡Ah! Menos mal. Pero en virtud que alguien es elevado a los altares, como dices.

-Por sus virtudes en esta vida. Virtudes que prueban que han sido dignos de estar en la Gloria de Dios. Además, para ello hay que probar que han hecho milagros después de muertos.

-Vaya, ¿y cómo se demuestra semejante cosa?

-Abren un proceso en el que se recoge el testimonio de aquellos que, invocando su nombre, han recibido respuesta del futuro santo en forma de una curación milagrosa o cualquier otra cosa que les haya favorecido en alguna necesidad. El proceso es muy riguroso puesto que incluso hay uno de los investigadores al que se llama “el abogado del diablo”.

-Hombre, al menos una cosa es sensata, porqué seguro que todo eso es cosa del diablo.

-Puede que estén equivocados pero, tanto como diabólico…

-Júzgalo tú mismo. Primero les hacen santos, cuando el único Santo es Dios. Luego les elevan a los altares a fin de rendirles culto, puesto que si les invocan es que les rinden algún tipo de culto cuando al único que hay que rendirle culto a nuestro Dios. A eso se le añaden que es por su méritos cuando el único mérito que abre las puertas del Reino de Dios fue el ganado por Jesucristo. ¿O es que ha perdido vigor la afirmación de Dios que no hay justo ni aun uno? Además, rinden culto a las “reliquias” y estas son restos de sus cuerpos muertos. Ahora aplica la lógica. ¿Que es lo que ha producido la muerte? ¿No es el pecado? ¿Cómo se puede rendir culto a los resultados del pecado? ¿Y eso no es diabólico?

Resumiendo: lo que me has contado es puro paganismo. Es el deseo de perpetuar la muerte en contra de la vida. Para eso mejor seria que se quedaran con los antiguos cultos egipcios que rendían culto a sus faraones muertos, o como los griegos que tenían una divinidad a la que llamaban “Tanatos”. ¡Rendir culto a los restos mortales de un pretendido santo! ¡Jamás creí posible oír semejante cantidad de barbaridades!

Dejemos estas entrevistas porque pasará mucho tiempo antes que cese de lamentar las noticias que me has comunicado

——————————————————————————–

——————————————————————————–

Publicado en el Foro de la Web Cristiana

http://www.forocristiano.com

Por: Tobi

Deja un comentario